7 AÑOS DE CRÓNICAS EN ‘CATALIBANES’ 
Cada vez que alguien le argumente que la democracia «consiste en votar», puede usted ampliar esta imagen pulsando encima y enseñársela para desmontarle el timo. La democracia comienza por el cumplimiento de las leyes y normas votadas en urnas anteriores. Disfrazar de “demócrata” un vulgar golpe de Estado es cinismo.

Es una lástima que el caballero o la dama que ha depositado un comentario ofensivo hoy, 4 de octubre, a las 14:44 horas, no dejase su nombre para poder dirigirme a él/ella; ni tampoco una dirección electrónica o forma de contacto alguna. Porque le habría respondido que ese truquito cínico de fingir que criticar al nacionalismo es “atacar a los catalanes” ya está muy visto y no cuela. Afortunadamente, Cataluña es mucho más que cuatro colgaos acaudillados por dos golfos y un iluminado, con una bandera cubana tuneada y armando mucho ruido para aparentar una mayoría que no tienen.

31 de mayo de 2010

De Manolita a Joan

El Teatro Chino de Manolita Chen fue un famosísimo espectáculo de variedades que encontró acomodo durante el Franquismo y hasta bien entrada la Transición, e inundó de alegría la geografía española. En un trayecto largo por carretera, resultaba del todo imposible no toparse con pueblos y capitales de provincia jalonados con carteles anunciadores de su próximo paso por el lugar, del feliz acontecimiento de su visita. No había feria que se preciase que no albergara su carpa. En lugar preferente además, entre la noria y la tómbola. Sus funciones, mezcla de circo y cabaré ambulante, combinaban géneros tan dispares como la copla, la magia o las acrobacias, sin escatimar el picante aderezo de algún número considerado -para la época- transgresor.

Ya de mayor, supe que la tal Manolita no era otra que un célebre transexual galardonado con cierta vena artística. O sea, de nombre y género tan falsos como la simulada caligrafía asiática de sus rótulos. Aunque china sí era, sí; de la Pekín de Cádiz, para más señas.

Hoy compruebo con júbilo cómo el espíritu de aquello pervive con admirable energía. Sólo que, en nueva prestidigitación de su sexo, Manolita ya no es Manolita y ahora se hace llamar Joan. Joan Puigcercós, Joan Tardà, Joan Laporta, Joan Carretero, Joan Ridao... Pero continúa como siempre, paseando su teatrillo portátil por doquier para deleite popular. La localidad agraciada este domingo ha sido, nada menos, que Sabadell, otrora conocida por sus tejidos, desde ahora también por sus atracciones. Y es que Joan Chen, con un censo mangado y varias urnas indebidamente utilizadas, les ha montado una representación de lo más entretenida. Las cifras de la taquilla cantan: un entusiasta 13% de ciento setenta mil habitantes ha asistido. No se trata, la verdad sea dicha, de un éxito tan rotundo como el obtenido en el debut, en Arenys de Munt, donde se sobrepasó el 40%. Pero encontraríamos injusto que, aun así, el subvencionado productor teatral se quejase.

El programa, el de siempre: al númerito de la democracia travestida, le han seguido el del niño votante y la muy aplaudida actuación del inmigrante ilegal que, sin siquiera entender nuestro idioma, sabe decidir nuestro futuro. Aunque el artista más esperado fue, sin duda, el ilusionista, capaz de hacer aparecer de la nada un carné de los Països Catalans y colarlo como auténtico para identificarse. No cabe duda, la calidad del entretenimiento sigue siendo la misma que hace cinco décadas.

La prensa ha tomado buena nota de todo y ya se publicita que la gira continuará por el resto de la región catalana. Y el público, el público regresó satisfecho a sus casas, que es lo importante.

4 comentarios:

  1. Hola, me encanta tu blog pero temo decirte que Manolita Chen no era ningun transexual, sino la esposa del señor Chen, que era el empresario de los espectaculos, y que tambien cantaba en los shows de su marido. Lo del transexual fué un montaje de un oportunista que robó el nombre y que no tenia nada que ver con la autentica Manolita Chen. Recuerdos desde NY: Ricardo

    ResponderEliminar
  2. «La feria de Albacete se caracteriza por ser una de las ferias mas [sic] importantes de España, (…) alli [sic] se instalan circos, teatros portatiles [sic] y diversas atracciones. En uno de esos Teatros portatiles el llamado TEATRO CHINO cuya propietaria era MANOLITA CHEN, que aunque el nombre es de mujer era una travestido [sic], alli se me contrató para efectuar tres o cuatro funciones y hasta incluso un dia [sic] determinado cinco funciones diarias, alli estuve durante 14 dias».

    (Publicado en el blog autobiográfico del mago Walmer: El Mundo de la Magia. Memorias correspondientes a septiembre de 1960, http://elmundodelamagia.blogspot.es/1234192620/septiembre-1.960-feria-albacete/).

    ResponderEliminar
  3. Del foro del CTC:

    http://www.transsexualitat.org/Pnuke/modules.php?op=modload&name=phpBB2&file=viewtopic&p=262&sid=a0467dce6c53fadf993993f017eb1789

    "Precisaré, para quien se esté haciendo en la cabeza un lío, que Manolita Chen es la segunda con este sobrenombre. La primera fue la empresaria china que fundó el Teatro Chino, un teatro ambulante de varietés, muchachas de buena encarnación, boys y cómicos, que en los años sesenta y setenta iba por todas las ferias de España, hasta el punto de que aquel rótulo llegó a significar para todos sexo y sandunga.



    Entonces, esta otra Manolita Chen trabajaba en los espectáculos del Paralelo de Barcelona, tan rotos y desgarrados, y el nombre le vino seguro por la vía burlona en la que estaban metidas las travestis españolas, tan diferentes de las finísimas francesas."

    Creo que queda claro.

    ResponderEliminar
  4. Sé que esta entrada es ya muy antigua, pero yo acabo de llegar. Si me atrevo a comentar (y disculpe el autor por la tardanza) es porque Manolita Chen (la auténtica) no merece ser confundida con un transexual. Me agradaría por tanto que a pesar de que algunos lo advierten en los comentarios (aunque imprecisamente, por eso el mío) el autor de la entrada la editara aclarando que se refiere a la falsa Manolita Chen.

    El comentarista anónimo está en lo cierto, y Tamberlick también, pero creo que no lo aclara demasiado bien, además de confundir a Manolita con una china, siendo que era española. Josep Lluis y el Mago Walmer sólo demuestran la existencia de la falsa Manolita.

    Manolita Chen es el nombre artístico de Manuela Fernández Pérez (Madrid, 11 de abril, 1927), la vedette estrella del mítico Teatro Chino. Casada con el empresario chino Chen Tse-Ping del que tomó el apellido como apellido artístico. Ambos aparecen en la entrada de la foto.

    Manuel Saborido Muñoz usurpó el nombre de Manolita Chen para sus espectaculos de travestismo en el Paralelo barcelones, e incluso utilizó el nombre de "Teatro Chino de Manolita Chen" para aprovecharse así de la fama de la auténtica Manolita y su espectáculo, no siendo más que una burda imitación de lo que era el auténtico. Aumentó su fama más tarde por ser muy reivindicativo con los derechos de los transexuales consiguiendo ser el primer transexual que obtuvo el derecho a la adopción. Adoptó a varios niños con síndrome de Dawn y apareció por ello en televisión en varias ocasiones presentándose como si fuera la única y original Manolita Chen. También promocionando una casa museo de antigüedades que tiene en Arcos de la Frontera o su restaurante. Algo sonada fue también su detención por un episodio de tráfico de drogas. Por todo esto hoy es confundida y recordada como la única Manolita Chen.

    Dejo aquí un par de enlaces donde todo lo escrito por mí es comprobable y donde podemos ver incluso un pequeño reportaje en video de la auténtica Manolita Chen:

    http://albherto.wordpress.com/2011/12/09/manolita-chen/

    http://larevistamusical.blogspot.com.es/2012/01/esta-es-la-historia-de-manolita-chen.html



    ResponderEliminar

Los separatistas son esos señores tan democráticos que como cabeza de lista electoral presentaron a un candidato, Raül Romeva, aunque a quien en realidad tenían intención de investir presidente de la Generalidad era a Artur Mas, el cual iba agazapado en la lista como número 4; y que finalmente han colocado al frente del Gobierno autonómico a alguien que el pueblo no eligió: Carles Puigdemont.

Amén de haber estado años haciéndose pasar por filólogo sin tener la correspondiente licenciatura y de alguna otra “hazaña” más, en 1999 Puigdemont cofundó la Agencia Catalana de Noticias (ACN), una empresa financiada con fondos públicos y que ha llegado a tomarnos el pelo hasta el punto que puede comprobarse en este vídeo:
Vamos a ver: parece mentira que después de tantos años elaborándolo, me sienta obligado a realizar esta aclaración. Pero diría que resulta necesaria, según deduzco del comentario de un gentil aunque confundido lector:
    ◦ Este blog no va contra los catalanes ni contra Cataluña.
    ◦ ‘Catalibán’ es una contracción de los términos ‘talibán’ y ‘catalanista’ (¡catalanista!, que no ‘catalán’).
    ◦ Por si quedase alguna duda, el blog lleva por subtítulo: “Crónicas de la yihad separatista”.
    ◦ Pero es que además dedico una sección entera, titulada ¿Qué es un catalibán?, a describirles detalladamente
      (siempre con animus iocandi, claro está). Y donde, entre otras cosas, puede leerse lo siguiente:
«Según la Necional Geographic, un catalibán es un homínido bípedo, originario de Cataluña o acomplejado por
no haber nacido allí».
A estas alturas, el nacionalismo se nutre de casi tantas personas de fuera como de dentro de Cataluña. De hecho, muy destacadas figuras públicas de dicho movimiento político ni siquiera proceden de esta región. Tal es el caso de, por ejemplo: Eduardo Reyes, presidente de Súmate (cordobés); Patrícia Gabancho, escritora y articulista (argentina); Justo Molinero, magnate de los medios de comunicación (cordobés); Muriel Casals, presidenta de Òmnium Cultural (francesa); Josep Antoni Duran i Lleida, líder de UDC (oscense); Sor Lucía Caram, religiosa y activista pro secesionista (argentina); Juan Carlos Moreno Cabrera, lingüista (madrileño); Alfons López Tena, líder de Solidaritat Catalana per la Independència (saguntino); Raül Romeva, Consejero de Asuntos Exteriores de la Generalidad y cabeza de lista de Junts pel Sí en las autonómicas del 27-S (madrileño); Marcela Topor, mujer del presidente de la Generalidad Carles Puigdemont y redactora del portal separatista en Internet Catalonia Today (rumana); Ana Surra, diputada en el Congreso por ERC (uruguaya); Matthew Tree, articulista y escritor —«Em defineixo com un independentista». Directe!cat, 28-05-2007— (londinense); Diego Arcos, secretario de la Casa de Argentina en Barcelona (argentino); Belén Murillo, representante de la ANC en Madrid (madrileña); Vicent Partal, director del panfleto Vilaweb (valenciano); Isabel-Clara Simó, escritora y ex candidata del partido separatista SI (alcoyana)... Y así podríamos seguir.